• En Perspectiva

20 DE JULIO; Doscientos Diez Años de un Grito; Guillermo Francisco Reyes Larrazábal

20 de julio de 2020, se celebran los doscientos diez años del grito de la independencia de Colombia, una fecha que quizás relacionemos únicamente con ciertos personajes y ciertas fechas que se suponen, son de “Conocimiento general” para los colombianos; Simón Bolívar, Antonio Nariño, la batalla de Boyacá, entre otros. Pero como Colombianos, no conocemos en gran manera lo que realmente fue nuestra independencia, y mucho menos lo que significo para el pueblo Neogranadino en el siglo XIX.

La independencia de Colombia no fue cuando el comerciante español José González Llorente se negó de prestarle su florero a los señores Morales (episodio del florero de Llorente, al cual haremos mención mas adelante), o la infame batalla del pantano de Vargas; la independencia de Colombia fue la recolección de un gran número de eventos que marcaron la historia del país. El comienzo del movimiento independentista en Colombia comienza en los finales del siglo XVIII, cuando diferentes grupos del común comenzaron a forjar un ideal de independencia, debido al abuso de poder de los Españoles, también considerando el incremento excesivo de los impuestos. Se podría considerar como uno de los primeros episodios de “rebelión” civil, el movimiento social en el municipio de Socorro en 1783; donde un grupo de personas se encontró en contra de las descomunales tasas de tributaciones impuestas por el virreinato. (Bushnell, 2007) Efectivamente este grupo logro levemente socavar, en su municipio, los impositivos cambios forzados por los Españoles, para de esta manera liderar el comienzo de un cambio.

Varios historiadores mencionan la importancia que tuvo un hecho histórico, que hoy 20 de julio celebramos como fecha de independencia de Colombia, nuestro grito de independencia, la ruptura del florero de Llorente. La Junta de Regencia, nombro a Don Antonio Villavicencio como comisionado para mantener la adhesión de la Nueva Granada a la corona en la provincia de Santafé. Sería recibido con un agasajo social (significativa cena); en busca de adornar la mesa central donde se recibiría a Don Villavicencio, los criollos santafereños se aprestaron a darle un gran recibimiento, debido a su apoyo con el movimiento social en contra del poder autoritario español. Este era realmente, mas que un acto de bienvenida, un acto político, que marcaría un significativo cambio en la Nueva Granada. En busca del florero que adornaría la mesa, se presentaron los hermanos Francisco y Antonio Morales en la tienda del “chapetón” José González Llorente, para pedirle prestado un florero que adornaría la mesa del agasajo, Llorente se negó a prestarles el florero, los criollos le dieron una paliza, por supuesto rompiendo con ello el florero; el pueblo apoyo a los Morales en la plaza, y comenzaron a pedir el cabildo abierto. El virrey Amari Borbón autorizo que se hiciera un cabildo “extraordinario” presidido por el y los oidores del virreinato. Los criollos se negaron, José Acevedo y Gómez declaro desde el balcón de la casona localizada en la esquina nororiental de la plaza Mayor (hoy casa del florero) “Si perdéis estos momentos de efervescencia y calor, si dejáis escapar esta ocasión única y feliz, antes de doce horas seréis tratados como insurgentes. Ved los calabozos, los grillos y las cadenas que os esperan.” Al amanecer del 21 de julio quedo conformada la junta suprema de gobierno y se aprobó el acta de independencia, pero no propiamente una independencia absoluta puesto que reconocía como monarca del nuevo reino de Granada a Fernando XVII (hijo de Carlos IV) y heredero legitimo de la corona; este fue el primer momento, la chispa que encendió el fuego para levantar al pueblo neogranadino en nombre de la independencia del reinado español. (Naranjo, 1991)

El rompimiento del “Florero de Llorente” fue el grito de la independencia de Colombia ya que significo la ruptura de las relaciones entre el Virreinato Español y la colonia de la Nueva Granada; en este momento las voces de nuestros próceres, vistos como lideres de incansables batallas y héroes sin espada, tomarían las riendas de la justicia para el pueblo Neogranadino. Nuestro grito de independencia fue la emancipación de un pueblo dormido ante el poderío de lideres abusivos.

Policarpa Salavarrieta, Francisco de Paula Santander, Simón Bolívar, Antonio Nariño, Camilo Torres. Nuestros próceres todos lideraron de manera significativa lo que fue una lucha “desordenada”. 1810 y 1815 se denomino a este periodo como “La Patria Boba”, debido a la constante lucha entre los mismos independentistas (federalistas y los centralistas), en busca de definir, cual sería el orden político social que tendría la nación después de su liberación, lo cual, por supuesto llevo a que se produjera una gran inestabilidad política, social, incluso desde antes de la misma independencia. Posteriormente los españoles intentaron “reconquistar” el territorio Neo Granadino, en lo que se denomino como la “reconquista”; periodo de tiempo entre 1815 y 1819. Consecuentemente los españoles no lograron re establecer el control en las tierras suramericanas, y con esto comenzó el proceso de “La Campaña Libertadora” que después de incansables batallas, y mas de 300,000 muertes dio fruto a la liberación del pueblo. (Caballero, 2018)

A partir del año 1818 el libertador, Bolívar, desde la provincia de Caracas, coordino en conjunto con A. Nariño, las acciones militares que se tomarían desde ese entonces, para de esta manera desentrañar y finalmente desmantelar el poder de los españoles en la Nueva Granada. Al organizar un plan de conquista, Bolívar, al instalar el congreso de Angostura en enero de 1819, declaro lo que sería el discurso de Angostura, de lo que nacería la primera constitución de la gran Colombia, en el cual Bolívar hizo un análisis de la situación y donde hacia mención a lo que sería el devenir y la construcción de La República.

La historia de la independencia de Colombia no fue inmediata, ni mucho menos se marco por un único hecho. El proceso de emancipación del pueblo Neogranadino se dio por medio de la liberación de las diferentes provincias, haciéndolo por etapas que fragmentarían el poder de los Españoles en la tierra Neogranadinas; Santafé, Tunja, Mariquita, Antioquia, Cartagena. Las mas de cuarenta batallas que lucharon los próceres en nombre de la independencia, marcaron un precedente, cada una, en nombre de la liberación del pueblo.

Es importante que comprendamos lo que fue nuestro grito de independencia, lo que fueron los actos de valerosos individuos que buscaron hacer un verdadero cambio en la sociedad neogranadina. La independencia de un país como Colombia es una demostración de lo que somos los colombianos, de lo que podemos lograr todos juntos, como una nación unida en el amor que tenemos por nuestro país. Que este 20 de Julio de 2020 sea un día que nos recuerde a Colombia, que nos recuerde que todos somos colombianos, que todos nacimos y nos criamos bajo el amarillo de sol, el azul de los dos mares y el rojo de la sangre derramada por nuestros próceres caídos en busca de nuestra libertad, como pueblo.

Referencias:

Bushnell, D. (2007). Colombia una Nación a pesar de sí misma. Bogota: Planeta.

Caballero, A. (2018). Historia de Colombia y sus Oligarquías. Bogotá: Crítica.

Naranjo, V. (1991). Cursillo de Historia Constitucional Colombiana. Bogotá: El Espectador.

35 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
¡Suscríbete para no perderte ninguna publicación nueva!
  • Grey Twitter Icon
  • Grey LinkedIn Icon
  • Grey Facebook Icon

© 2020 En Perspectiva 

  • Twitter
  • Instagram
  • Facebook Social Icon